Tras arrasar en la zona Hortaleza, Zuppa (Atocha, 47) llega al centro de Madrid. Se trata de un restaurante de estilo nórdico especializado en sopas, guisos y estofados caseros.

Zuppa nace bajo la filosofía Not so fast Food, una idea que defiende hacer las cosas con calma pero sin perder el tiempo. Creen en un estilo de vida saludable y natural. Apuestan por la gastronomía sin prisa pero sin pausa, es decir, disfrutando de cada minuto y bocado.

La carta de Zuppa es también un buen reflejo de dicha filosofía. Todos los platos de cuchara que salen tras el mostrador, se cocinan de manera tradicional pero con algunos toques muy de ahora.

Las sopas de Zuppa son ligeras, sanas y nutritivas. La carta va desde el típico salmorejo made in Córdoba pasando por una elegante y tradicional vickyssoise hasta un contundente plato de lentejas con verduras. Recetas de toda la vida, de las que nunca decepcionan.

También cuentan con una pequeña carta de sopas especiales que cambian cada día. Platos de cuchara más internacionales como el guiso italiano de judías con pasta, la harira marroquí, la sopa thai o la sopa de pollo al curry, típica de la gastronomía del sur y este de Asia.

zuppa madrid

Pero no te confundas, la sopa no solo es cosa de invierno. Por ello, también cuentan con propuestas de temporada que se suman a la carta con el cambio de estación. Al llegar el calor platos como la sopa fría de yogurt y pepino, el gazpacho de fresa con un toque de cebollino o el gazpacho de melón, se convierten en protagonistas.

Todas las sopas, guisos y cremas se pueden pedir en tamaño small (330 ml) desde 4,50 a 6,50 o en tamaño XL (450 ml) desde 6 a 8€. Estos bowls puedes comerlos en el propio establecimiento o pedirlos para take away.

zuppa madrid

Zuppa: mucho más que platos de cuchara

Si no te van ni las sopas, ni las cremas, ni los guisos… En Zuppa también hay un pequeño corner con sándwiches, tanto fríos como calientes.

Los sándwiches son caseros y se preparan a diario. Todos ellos van con generosos rellenos, panes seleccionados e ingredientes de primera.

Entre las propuestas calientes destacan el sándwich cubano (cerdo asado, jamón de york, pepinillos, queso, mostaza) y el sándwich Granjero (crujiente baguette con cebolla confitada, pechuga de pollo asada y queso).

Si eres más de fríos, opta por el sándwich italiano (focaccia de aceitunas negras con rúcula, tomate, parmesano y aceite de olvida virgen extra) o el sándwich noruego (salmón ahumado, queso crema, cebollitas en vinagre en un crujiente pan con semillas).

Más allá de los sándwiches, en Zuppa también encontrarás algunas ensaladas (tabulé, quinoa, pollo, rúcula y parmesano y griega de pasta) y un par de aperitivos (hummus, guacamole y edamame), geniales para abrir el apetito.

Un restaurante muy indie

Zuppa no es el típico local de comida rápida y de oficina. Su esencia nórdica se plasma tanto en la decoración, como en la comida. Por ello, es un espacio único y muy singular. Y, sobre todo, muy tranquilo.

Pensado para aquellas personas que aunque cuentan con poco tiempo para comer, quieren comida casera, rica y sana.

Y no te sorprendas si cuando vayas hay muchas personas comiendo solas. Ese es el rollo.

zuppa madrid

ZUPPA

Atocha, 47

https://www.instagram.com/zuppa.es/


SI QUIERES DEVORAR TODOS LOS PLANES APÚNTATE AL NEWSLETTER