El poke está más de moda que nunca… pero no es una moda, ya que el famoso plato de origen hawaiano conquista tanto a madrileños como a madrileños de adopción y turistas. Todo esto gracias a espacios tan cool como Ohana Poke House (Barbieri, 1), un restaurante y take away situado en el barrio de Chueca, a un paso de Casa Terra.

Isa -de Madrid-y Bella de -California- son las encargadas de dar vida y forma cada día a Ohana Poke House. Se conocieron en Shangai y desde entonces son inseparables, son como de la familia (Ohana guiño, guiño). Su amor por el poke nació en Los Angeles cuando estaban en Venice Beach, un barrio costero en el que los surferos hacen largas colas para conseguir un poke bowl con pescado fresco. Crush instantáneo.

Bombonera tiki en Chueca

Tras unos años de viajes e investigación deciden abrir Ohana Poke House. Apuestan por el concepto «Fancy Fast Food«, una forma divertida de comer un plato muy saludable en un entorno de estética original y divertida, a medio camino entre una versión tiki de Pee Wee Herman´s  Playhouse y un set de película americana de surferos de los 60. Sus paredes visten de papel pintado de Batabasta y de ella cuelgan fotos en blanco y negro de Duke Kahanamoku, el primer surfista hawaiano. Un espacio 100% instagrameable.

ohana poke house

Apuestan de lleno por el poke, un bowl de sushi inspirado en Hawai al que dan una vuelta de tuerca fusionando la comida asiática y hawaiana, con salsas originales y caseras. Todo vegano (ej. sustituyen la soja por tamari) y gluten free.

Al trabajar con producto fresco la carta funciona por temporada -primavera/verano y otoño/invierno- y, con la llegada del calor, han estrenado nueva carta con propuestas más fresh y salsas más ligeras.

Ohana Poke House, bowls veganos y gluten free

La carta tiene dos caminos: crear tu propio bowl o elegir uno ya predeterminado. Para configurar tu propio bowl tienes que elegir la base -arroz blanco, arroz integral, noodles de batata o kale-, la proteína -tofu, atún, salmón o langostinos-, la salsa -ponzu de sésamo, ponzu de trufa, marinado de shoyu, salsa wasabi o salsa siracha de mango- y los toppings -desde cacahuetes, pasando por aguacate hasta hinojo o tuna flakes-.

ohana poke house

La otra opción es optar por los Family Favorites, unos bowls pensados para llegar al orgasmo gastronómico aportando diferentes beneficios nutricionales. Entre los hits del verano destacan El Asiático (el bowl antiestrés) con los noodels de batata de base , atún, salsa ponzu de sésamo con edamame, zanahoria, hinojo, cebolleta y naranja y el Sexy Ohana 2.0 (el bowl pensado para fortalecer los huesos que además es bajo en calorías) con arroz blanco de sushi, salmón, salsa ponzu con trufa, cebolleta, pepino, edamame y cebolla roja. ¡Brutales!

ohana poke house

Estos platazos hacen un combo redondo con las bevidas (sí con v), que representan a la perfección la apuesta por lo orgánico de Ohana Poke House. Huyen de bebidas azucaradas y optan por opciones como el Coconut Water que traen de Tailandia, Kombucha -una bebida probiótica, natural y fermentada-, Moon Water -refresco embotellado en luna llena-, agua embotellada AUARA y un par de referencias en cervezas artesanas.

Para el día a día ofrecen un menú del día que incluye un entrante -gazpacho en verano y cremas caseras en invierno-, un bowl de poké, una fruta y una bebida por solo 9,90€. Además, puedes disfrutar del poke en casa (o en la oficina), ya que tienen opción take away.

Estas dos emprendedoras (y empoderadas) han revolucionado el concepto que se tenía en España del poke y, en breve, empezarán a expandir su proyecto con nuevas aperturas para hacer de su ya famoso “Fancy Fast Food” una opción sana de alimentación, asequible y deliciosa.

ohana poke house

ohana poke house

OHANA POKE HOUSE

Calle Barbieri, 1

https://www.instagram.com/ohanapokehouse/


SI QUIERES DEVORAR TODOS LOS PLANES APÚNTATE AL NEWSLETTER