Si eres fan de la patata… las patatas machacadas van a ser tu nueva adicción.

Las patatas machacadas, también se conocen como chafadas o al puñetazo.

La peculiaridad de las patatas es que, después de cocerse, se aplastan un poquito antes de finalizarlas en el horno, consiguiendo así una original forma.

Es una guarnición riquísima y divertida para los platos de carne y pescado, aunque muchos ya la preparan como plato principal.

De hecho, las patatas se pueden acompañar de yogurt y de diferentes salsas para que sean un bocado más consistente y, por tanto, un plato principal bastante digno.

En este contenido, te vamos a dar la receta de las patatas machacadas que, en ese caso, vamos a acompañar de una salsa de pesto.

Ingredientes para hacer patatas machacadas

patatas machacadas

Para preparar esta versión tan original de las patatas, vas a necesitar:

+ Patatas

+ 150 gramos de espinacas

+ 50 ml de aceite de oliva

+ El zumo de medio limón

+ 50 gramos de queso parmesano rallado

+ 50 gramos de almendras

Paso a paso de la receta

1. Lo primero que debes hacer para preparar las patatas machacadas es limpiar en agua las patatas que vas a utilizar. Después, cuece la patata en agua hirviendo durante unos 20 minutos. Antes de sacarlas, pínchalas para comprobar que están blanditas.

2. Deja reposar hasta que enfríen. Entonces aplástalas con el culo de un vaso (o un tenedor si son patatas pequeñas) y cocínalas en el horno durante unos 30 minutos a 180º con calor arriba y abajo. El horno debe estar previamente precalentado.

3. Mientras se cocinan en el horno, aprovecha para hacer la salsa pesto. Para ello, añade en un vaso de batidora las espinacas, el aceite de oliva, el zumo de medio limón, el parmesano rallado y las almendras. Bátelo y conseguirás tu salsa pesto. ¡Así de sencillo!

4. Comprueba que la patata ya está cocinada y acompáñala con la deliciosa salsa pesto que acabas de cocinar. Esto es un verdadero orgasmo gastronómico.

patatas machacadas

SI QUIERES DEVORAR TODOS LOS PLANES APÚNTATE AL NEWSLETTER